Cuando hay un torneo importante el fin de semana, Viña Del Mar corta su actividad de torneos de poker durate la semana, para no agotar a los jugadores y así asistan a los torneos más importantes en sus distintas localidades. Y con dos semanas de actividades, los jugadores echaron de menos al Raider de Viña. Sin embargo, parece que este torneo esuvo ausente mucho tiempo (o quizás es la ola polar que azota a Región Central del país), ya que la asistencia fue menor de la que se esperaba, con tan sólo 78 asistentes. No es una mala asstencia para un día de semana, pero estos torneos nos habían mal acostumbrado

 

Gracias a las 52 recompras que se llevaron a cabo, se logró reunir un pozo total de $6.978.800, lo que sólo alcanzó para premiar a 8 jugadores. Los dos primeros puestos, Pablo Silva y Gustavo Paulsen terminaron por negociar el premio final, repartiéndoselo en parte iguales, saliendo así cada uno con $2.020.000 de Viña Del Mar.

 

1º Pablo Silva: $2.020.000

2º Gustavo Paulsen: $2.020.000

3º Diego Saldías: $920.400

4º Aldo Caprile: $672.600

5º Mohamed Sadik: $495.600

6º Jaime Torres: $354.600

7º Juan Parra: $283.200

8º Esteban Vallejos: $212.400